source: Robert-Havemann-Gesellschaft/Dirk Vogel
volver a la lista

Heidi Bohley

born 1950 in Görlitz

Quienes conocen a Heidi Bohley, la ven como una mujer pequeña y vivaracha que suele reír con ganas. Su alegría de vivir y su sentido del humor son contagiosos. Es locuaz y sabe dar en el clavo, sin muchos rodeos y con mucha naturalidad. En ese aspecto, no tiene nada que envidiarle a su cuñada Bärbel Bohley, mucho más conocida públicamente. Hay que mirar una segunda vez con más detenimiento para descubrir el lado reflexivo y combativo de Heidi Bohley, que surge cuando se quiere tergiversar el pasado al embellecerlo y al restarle importancia a las injusticias cometidas.

En 1989, Heidi Bohley aún no había cumplido cuarenta años, pero, ya desde 1982, estaba muy comprometida con el movimiento opositor de su ciudad natal. En la escena opositora que estaba surgiendo en la RDA, los grupos Frauen für den Frieden (Mujeres por la Paz), que se fundaron en toda la RDA, desempeñaron un papel destacado. Heidi Bohley era una de las fundadoras y una fuerza motora en la agrupación de Halle. El primer encuentro supraregional de todos los grupos de mujeres tuvo lugar en Halle en 1984. A partir de entonces tuvo lugar una vez al año un encuentro de este tipo para la coordinación de las iniciativas de mujeres.

El precio que pagó Heidi Bohley por tal compromiso fue alto. Tuvo que soportar durante años que le pusieran trabas, tanto en su trabajo como en otros aspectos de su vida. Cuando se fundó Neues Forum (Nuevo Foro) en Grünheide, cerca de Berlín, en 1989, Heidi fue una de las más entusiastas y comenzó de inmediato a reunir firmas para el llamamiento fundacional y para apoyar al nuevo movimiento. Además, mantuvo el contacto con Berlín. El comunicado del Ministro del Interior de la RDA del 21 de septiembre de 1989 en el que declaraba a Neues Forum anticonstitucional y enemigo del Estado, ya no asustó a la gente. Llamaban a la puerta de Heidi Bohley constantemente porque muchos, aún con mayor motivo, querían firmar el llamamiento. A Heidi Bohley le gusta contar ésta y otras experiencias; de esta manera mantiene con vida la historia contemporánea.

Heidi Bohley era y es una mujer que no polariza, sino una que coordina y conecta. Desde 1995, sigue logrando conectar y coordinar en la asociación Zeit-Geschichte(n) en Halle. Habla del trabajo recordatorio que realiza su asociación. Para ello se necesita, como es sabido, mucha paciencia. Ella la tiene y hay mucho que recordar. Los temas de los que se ocupa la asociación dedicada a recopilar historias vividas barcan tanto el nacionalsocialismo y el estalinismo como el socialismo, así como las repercusiones de las dictaduras. En su asociación, la historia no se considera una cosa acabada ni mucho menos un acto finalizado, sino un proceso que sigue repercutiendo y siendo palpable en el presente.

Irena Kukutz

Blog aufrufen
Kontakte aufrufen
zum Seitenanfang