source: Robert-Havemann-Gesellschaft/Dirk Vogel
volver a la lista

Jutta Seidel

born 1950 in Brandenburgo

Jutta Seidel proviene de una familia numerosa de la burguesía rural, que a pesar de parecer estar adaptada al sistema, se caracterizaba por su autodeterminación. Su padre fue Neulehrer (profesores sin pasado nazista del sistema educativo de la posguerra) y, más tarde, director de escuela; el abuelo se hacía cargo de un molino y de un aserradero y su abuela, de una pequeña granja. Ya a temprana edad pudo sentir la enorme presión del Estado contra los independientes, contra su madre y su abuela, las cuales no querían afiliarse a la cooperativa de producción agrícola; así como también contra las personas que se mostraban cercanas a la Iglesia. Jutta Seidel escuchaba a los Stones y se interesaba por los movimientos estudiantiles del lado occidental; así mismo, siguió con horror la invasión de las tropas soviéticas en Praga, en 1968. El día en que, junto con su clase, tuvo que vitorear a los soldados del Ejército Nacional Popular de la RDA que regresaban a casa, se negó a hacerlo. Quería sondear dónde estaban los límites, expresar su opinión; estaba influenciada por las canciones críticas de Wolf Biermann.

La comunidad evangelista de estudiantes, no sólo le prestó apoyo durante sus estudios de odontología, sino que también forjó sus ideas. A veces, recibían visita de gente como Stefan Heyn o Reiner Kunze. "Eso fue para mí la salvación. Qué ambiente y qué temas los que tratábamos; eso no lo podíamos encontrar en ningún otro lugar". Dejó de ir a los grandes actos solemnes del Estado y se dio cuenta de que era posible negarse a hacerlo. Si bien es cierto que Jutta Seidel fue reprendida por la Dirección de la organización juvenil FDJ, las represalias no fueron a más.

Jutta Seidel comenzó a trabajar en una policlínica, sufriendo en este lugar la reinante presión ideológica existente y la falsedad que derivaba de ésta. Cuando una amiga le preguntó en 1982 si firmaría una petición de la iniciativa Frauen für den Frieden (Mujeres por la Paz) en contra del deber de las mujeres de prestar el servicio armado, se alegró mucho de poder comprometerse de manera activa. "Necesito siempre que alguien me motive, pero después suelo tener mis propias ideas de cómo se podría proceder" Junto a temas como la amenaza nuclear, la solución pacífica de conflictos y la educación por la paz, las mujeres se ocupaban de diversos temas críticos con la RDA y organizaban eventos públicos en el seno de la Iglesia.

Jutta Seidel se relacionó con miembros de la asociación Médicos Internacionales por la Prevención de la Guerra Atómica (IPPNW) y fundó, en 1984, con otros colegas, el círculo de trabajo Ärzte für den Frieden (Médicos por la Paz). Este círculo daba a conocer los objetivos del IPPNW, los mismos que fueran acaparados y tergiversados por la sección de la RDA, perteneciente al SED.

En 1989, Jutta Seidel figuró entre los iniciadores del movimiento Neues Forum (Nuevo Foro), solicitando, junto con Bärbel Bohley, el permiso oficial para la creación de dicho movimiento cívico; y también fue la promotora de la gran manifestación de protesta en Berlín Este del 4 de noviembre de 1989.

No se considera valiente. "Hice lo que consideré que tenía que hacer. Quizá hayamos animado con nuestras acciones a muchas personas que tampoco podían seguir soportando dicha situación". Tras llegar al límite de sus fuerzas físicas al compaginar su actividad como miembro del grupo de trabajo de Seguridad de la llamada Mesa Redonda Central con el ejercicio de su profesión, Jutta Seidel decidió en 1990 concentrarse sólo en su labor como dentista. 

Nanette Hojdyssek

Blog aufrufen
Kontakte aufrufen
zum Seitenanfang