source: Robert-Havemann-Gesellschaft/Dirk Vogel
volver a la lista

Uwe Schwabe

born 1962 in Leipzig

Zeitgeschichtliches Forum (Foro de Historia Contemporánea), Leipzig, 5º piso: es aquí donde Uwe Schwabe, ex "revolucionario pacífico" y padre de familia de casi 50 años, sirve a la historia de las dos Alemanias. Schwabe, cerrajero de profesión, ha encontrado en su labor como encargado de la colección el trabajo soñado, lo cual no fue fácil, ya que no contaba con la cualificación necesaria. Sus méritos como defensor de los derechos humanos y civiles han sido y son el aval con el que cuenta.

Este hijo de Leipzig creció con su madre, obrera del sistema de tres turnos de trabajo, y con sus tres hermanos. En el apartamento de un edificio antiguo, en la calle Idastraße, cuidó además de su abuela, que se encontraba postrada en cama. Llevó, como vemos, una vida dura que asumió sin protestar. Siguiendo el sueño de su infancia de ser marino, el joven Schwabe se comprometió a prestar servicio militar durante tres años, si bien no pudo ni quiso someterse al sistema disciplinario militar. Llegado el día del licenciamiento, su superior se despidió de él con las siguientes palabras: "Voy a hacer todo lo posible porque termine en el cuarto de máquinas"; lo cual no sucedió. Sin embargo, Schwabe no contaba con las aptitudes para la circulación transfronteriza, como pudo constatar en la solicitud para el puesto de marino. En vez de acabar en un buque de vapor con dirección a Tombuctú, el mecánico de mantenimiento recaló en el sector de la producción del régimen socialista. En 1987, se hartó de las patrañas sobre los éxitos heroicos alcanzados en un banco de trabajo y renunció. Era un parado que se ganaba la vida vendiendo bocatas de carne con Glühwein (vino tinto caliente con especias) en un mercado navideño. No ganaba mal, ya que –como confiesa hoy– el Glühwein, que ya de por sí estaba diluido, era aguado aún más.

La diversión terminó cuando comenzó a trabajar como enfermero en la residencia para ancianos Albert-Schweitzer-Haus, cuidando en condiciones deplorables a personas seniles. Dichas personas se iban consumiendo en dormitorios inmensos. Estos son, sobre todo, los recuerdos imborrables que le quedan a Schwabe de la RDA, y es también debido a estas experiencias que el joven se hizo revolucionario. Él, que no era cristiano, conoció además a la Junge Gemeinde (juventud protestante) de la iglesia Nikolaikirche, sintió admiración por sus actividades y llegó a ser él mismo una fuerza motora del cambio. Schwabe hizo uso de las posibilidades de libertad espiritual que le ofreció la Iglesia, sin que esto conllevara que adoptase la fe cristiana. Participó activamente en el grupo de trabajo AG Umweltschutz (protección ambiental). No bastándole con involucrarse sólo con la problemática medioambiental, fundó en 1987 la iniciativa Leben (Vida).

En 1988 se organizó la primera marcha en favor del rescate del río Pleiße. En 1989, con ocasión de la manifestación estatal en honor de Liebknecht y Luxemburg, se convocó una contraprotesta y se organizó el único festival de música ambulante de la RDA. Uwe Schwabe figuraba siempre en las primeras filas. En enero de 1989, fue encarcelado 10 días por repartir volantes. Más adelante, cuando la situación se tensó en gran medida, Schwabe participó activamente en el movimiento Neues Forum (Nuevo Foro) y fundó, con otros simpatizantes, el importante movimiento cívico que se confronta con el pasado de la RDA, Archiv Bürgerbewegung, el cual preside hoy en día.

Thomas Mayer

Blog aufrufen
Kontakte aufrufen
zum Seitenanfang