Manifestación del sindicato polaco Solidaridad en el lugar de peregrinación Czestochowa (Polonia). El sindicato ilegal Solidaridad se convierte en un movimiento de masas que ya no es posible detener.
Fuente: AP Photo

Continúan las protestas

En el año 1988, los conflictos en el país se intensifican. Aumenta el número de solicitudes para salir del país. Muchos quieren irse de la RDA por falta de perspectivas dentro de ella. Cada vez más personas intentan conseguir marcharse a la RFA mediante protestas públicas.

Los opositores, por el contrario, quieren reformar la RDA. Reclaman el respeto de los derechos humanos y libertades políticas como el derecho de reunión y de asociación. Consideran imprescindible el cumplimiento de los derechos humanos y civiles. Sólo entonces se podrán conseguir los cambios sociales necesarios.

Concentración ante la iglesia Kreuzkirche de Dresde el 13 de febrero de 1988 con motivo del aniversario del bombardeo de la ciudad en la II Guerra Mundial. Grupos de personas que quieren emigrar y opositores hallan un tema común: los derechos humanos.
Fuente: picture-alliance/epd/Bernd Bohm
Foro de la Asociación Ecuménica por la justicia, la paz y la conservación de la creación en Dresde, febrero de 1988. Bajo el título “Justicia en la RDA”, reclaman cambios sociales que van desde la destrucción del Muro a la eliminación de la formación militar de los jóvenes.
Fuente: epd-bild/Bernd Bohm
Personas que desean emigrar se manifiestan en junio de 1988 durante el congreso eclesiástico de Görlitz (Sajonia). A pesar de las detenciones a principios de 1988, las protestas continúan. Cada vez más personas expresan públicamente su deseo de salir de la RDA.
Fuente: picture-alliance/epd/Bernd Bohm
Los reportajes críticos que aparecen en los periódicos eclesiásticos hacen que algunas instancias estatales tomen medidas en 1988, como, en ocasiones, la prohibición de artículos enteros. El 10 de octubre de 1988 protestan defensores de los derechos civiles contra la censura estatal en Berlín Este. Las fuerzas de seguridad intervienen y arrestan a muchos manifestantes.
Fuente: Bernd Weu

En congresos eclesiásticos y foros de la Asociación Ecuménica se reúnen miles de personas insatisfechas con la dictadura. En ellos se encuentran los simpatizantes, que pueden expresar sus críticas y hacer hincapié en sus exigencias. Los periódicos eclesiásticos quieren informar al respecto, pero son censurados a consecuencia de ello. Esto lleva a los opositores a manifestarse en otoño de 1988 contra la censura. Otras críticas se dirigen contra la militarización de la sociedad y el sistema educativo estatal de la RDA.

Llamamiento a protestar contra el sistema educativo de la RDA en Jena. El motivo es la expulsión de alumnos de la escuela Carl-von-Ossietzky (Berlín-Pankow) en septiembre de 1988. Los jóvenes fueron castigados por expresar críticas a la militarización de la sociedad.
Fuente: Robert-Havemann-Gesellschaft/Mathias Guppke
Llamamiento a protestar contra el sistema educativo de la RDA en Jena. El motivo es la expulsión de alumnos de la escuela Carl-von-Ossietzky (Berlín-Pankow) en septiembre de 1988. Los jóvenes fueron castigados por expresar críticas a la militarización de la sociedad.
Fuente: Robert-Havemann-Gesellschaft
La revista soviética ##Sputnik##, prohibida en la RDA en noviembre de 1988. A raíz de las reformas en política interior introducidas por Michail Gorbachov en la Unión Soviética, la prensa informa sobre temas políticos considerados tabú hasta entonces. Los dirigentes de la RDA intentan evitar la difusión de tal información en el país.
Fuente: Robert-Havemann-Gesellschaft
Carta de protesta del 24 de noviembre de 1988. La prohibición de la revista soviética Sputnik en la RDA desata amplias protestas entre la población. La crítica proviene tanto de organizaciones cercanas al Estado como de los grupos opositores y de ciudadanos descontentos.
Fuente: Privatarchiv Christian Sachse

Michael Heinisch - Staatliche Zensur

Blog aufrufen
Kontakte aufrufen
zum Seitenanfang