“Picadores del Muro” el 10 de noviembre de 1989. La gente empieza a echar abajo el Muro por cuenta propia. El desmantelamiento oficial comienza también en noviembre de 1989 en Potsdamer Platz y continúa a partir del 20 de febrero de 1990 entre la Puerta de Brandeburgo y el puesto fronterizo de Checkpoint Charlie.
Fuente: Bundesregierung/Uwe Rau

Cuestiones constitucionales

La unidad estatal de Alemania se podía establecer en base a una nueva Constitución o mediante la integración de la RDA en la República Federal. En febrero de 1990, casi un 90 por cierto de los alemanes occidentales y en torno al 84 por ciento de los alemanes orientales se declaran a favor de la integración y la adopción de la Ley Fundamental alemana. La victoria electoral de la coalición Allianz für Deutschland en marzo de 1990 corrobora esta tendencia.

Por el contrario, representantes de los movimientos civiles abogan por la redacción de una nueva Constitución conjunta. Aspiran a la participación directa de los ciudadanos en los procesos políticos. El proyecto de Constitución presentado en abril por Bündnis 90/Grüne en la Asamblea Popular es rechazado por los demás partidos. Temen que impida el rápido paso a la unidad estatal y critican las disposiciones sociales por no ser financiables.

En su lugar, la Asamblea Popular aprueba en junio de 1990 diez principios fundamentales con rango constitucional. Suponen un compromiso con la democracia, el Estado de Derecho y la economía social de mercado. Pero, sobre todo, permiten que la RDA pueda limitar sus derechos de soberanía o transferirlos a instituciones de la RFA.

Mitin electoral de la CDU en Leipzig el 14 de marzo de 1990. De acuerdo con el artículo 23 de la ley Fundamental de la República Federal de Alemania, la reunificación es posible mediante la mera integración de los Estados Federados alemanes orientales.
Fuente: ullstein bild/Vario-Press
Pancarta contra la incorporación de la RDA a la RFA frente al Palacio de la República, la sede del Parlamento de la RDA, dentro de la ruta de una manifestación, el 16 de mayo de 1990.
Fuente: Rolf Zöllner
Por la mañana temprano del 23 de agosto de 1990 y tras un intenso debate, los diputados de la Asamblea Popular aprueban la incorporación de la RDA a la República Federal de Alemania de acuerdo con el artículo 23 de la Ley Fundamental. La decisión se toma con 294 votos a favor y 62 en contra.
Fuente: picture-alliance/dpa/Michael Jung
La Ley Fundamental de la República Federal de Alemania prevé en su artículo 146 la posibilidad de redactar una nueva Constitución conjunta en el caso de una unificación de Alemania. Una gran parte de los movimientos civiles de Alemania Oriental lo considera un requisito para que la RDA participe en calidad de igual en el proceso de reunificación. La Asamblea Popular rechaza el correspondiente borrador en abril de 1990 con una escasa mayoría. En junio, defensores de los derechos civiles, políticos e intelectuales fundan el “comité para una federación de Estados alemanes con bases democráticas”. El borrador de Constitución elaborado por esta iniciativa panalemana será rechazado posteriormente en el Parlamento alemán.
Fuente: Robert-Havemann-Gesellschaft/Plakatsammlung
La Ley Fundamental de la República Federal de Alemania prevé en su artículo 146 la posibilidad de redactar una nueva Constitución conjunta en el caso de una unificación de Alemania. Una gran parte de los movimientos civiles de Alemania Oriental lo considera un requisito para que la RDA participe en calidad de igual en el proceso de reunificación. La Asamblea Popular rechaza el correspondiente borrador en abril de 1990 con una escasa mayoría. En junio, defensores de los derechos civiles, políticos e intelectuales fundan el “comité para una federación de Estados alemanes con bases democráticas”. El borrador de Constitución elaborado por esta iniciativa panalemana será rechazado posteriormente en el Parlamento alemán.
Fuente: Robert-Havemann-Gesellschaft/Plakatsammlung
La Ley Fundamental de la República Federal de Alemania prevé en su artículo 146 la posibilidad de redactar una nueva Constitución conjunta en el caso de una unificación de Alemania. Una gran parte de los movimientos civiles de Alemania Oriental lo considera un requisito para que la RDA participe en calidad de igual en el proceso de reunificación. La Asamblea Popular rechaza el correspondiente borrador en abril de 1990 con una escasa mayoría. En junio, defensores de los derechos civiles, políticos e intelectuales fundan el “comité para una federación de Estados alemanes con bases democráticas”. El borrador de Constitución elaborado por esta iniciativa panalemana será rechazado posteriormente en el Parlamento alemán.
Fuente: Robert-Havemann-Gesellschaft
Blog aufrufen
Kontakte aufrufen
zum Seitenanfang